Ventajas de consumir el jamón envasado al vacío
803
post-template-default,single,single-post,postid-803,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,columns-4,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-11.0,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive
 

Ventajas de consumir el jamón envasado al vacío

Ventajas de consumir el jamón envasado al vacío

Es habitual en las fechas posteriores a las Navidades tener un jamón ibérico en casa. Si no solemos consumirlo diariamente o no tenemos experiencia o destreza con el corte a cuchillo, es una buena solución lonchearlo entero. Y es que son bastantes las ventajas que ofrece consumir el jamón envasado al vacío.

Muchos consumidores no saben cómo empezar un jamón, por lo que les recomendamos conservarlo al vacío, ya loncheado, porque  ofrece una gran variedad de posibilidades a la hora comerlo y, también,  para comercializarlo.

Este formato también beneficia a hosteleros y distribuidores, ya que no necesitan almacenar un gran número de piezas en sus locales, no pierden tanto producto como si lo vende en tapas y, además, no tienen que dedicar tiempo a su corte.

Para el sector hostelero tener el jamón ibérico envasado ya al vacío es ágil y rápido porque sólo tienen que abrir y emplatar y no necesitan un cortador profesional de forma presencial en sus instalaciones.

Beneficios del jamón ibérico loncheado al vacio para el consumidor

Además de mantener todas sus propiedades organolépticas, el jamón ibérico envasado al vacío te ofrece una gran variedad de ventajas:

  • No ocupa tanto espacio como tenerlo entero en el jamonero, que también necesita un lugar fresco en casa para descansar y a veces no se dispone de este sitio.
  • Si no sabes cómo se empieza un jamón o no tienes experiencia en el corte, evitas destrozarlo. Lo aprovecharás mucho más si un cortador profesional hace este trabajo por ti.
  • Puedes comerlo al ritmo que quieras, sobre a sobre, racionado con el peso que tú prefieras. Así evitas que se seque el producto en casa.
  • No manchas la cocina de grasa al cortarlo tú mismo
  • Lo puedes sacar en cualquier momento como complemento a una comida o como aperitivo, o llevarlo a la calle.
  • Si el proceso de vacío está realizado de manera correcta, el jamón loncheado puede durar en perfectas condiciones unos 2 o 3 meses.
    La duración de este exquisito producto depende principalmente de su calidad. Cuanto mejor sea, más tiempo mantendrá su esencia ibérica. (página nueva)

 Cómo consumir el jamón ibérico envasado al vacío para aprovechar toda su esencia

Como ocurre con muchos productos naturales, el frío encubre los aromas y sabores del jamón. Por el contrario, unas lonchas muy calientes pueden provocar que se oxiden. Por tanto, desde Fabeiro, te recomendamos consumirlo a una temperatura cercana a los 22 grados.

Partiendo de esta premisa, sigue estos consejos para sacar el mayor provecho a esas lonchas ya envasadas al vacío:

 Intenta que los packs no sufran cambios de temperatura bruscos que puedan alterar sus propiedades.

  • La temperatura ideal de conservación son unos los 15 grados. Si no dispones de una bodega o habitación con este clima, guarda los sobres en el frigorífico
  • No pongas peso encima de los sobres.
  • Si lo tienes guardado en la nevera sácalo unos 30 minutos antes de que vayas a consumirlo.
  • Abre el envase para que alcance estos 20–22 grados recomendados y el jamón desprenda todos sus aromas. Además, de esta forma también podrás separar mejor las lochas unas de otras.
  • Aunque no es lo recomendable, también puedes sumergir tu sobre de jamón loncheado al vacío debajo de agua templada o un poco caliente para que se atempere y alcance la temperatura deseada más rápido.

A la hora de envasar el jamón hay dos formas de hacerlo: o cortado a máquina o cortado a mano, con cuchillo jamonero. En Fabeiro preferimos esta segunda opción porque es más fácil de degustar y se mantiene toda la esencia del producto.

Y a ti, ¿te gusta consumir el jamón envasado al vacío?

Comenta y comparte en nuestras redes sociales.